Gaspar G.L. en semana negra

Gaspar en semana negra.

Los inmensos cafetales/ Los blancos algodonales/ Y los bosques mutilados/ Por el hacha criminal..

¿ Recuerdan la misa campesina de los hermanos Mejía Godoy..? sigue otra estrofa:.

El romano imperialista/ Puñetero y desalmado/ Que lavándose las manos/ Quiso borrar el error..

Cúmplense 40 años en diciembre de Gaspar, y agradecemos este espacio en la semana negra, que inicialmente estaba previsto fuera con protagonismo de Pepín Álvarez Lobo, Chepe, en nicaragüense, pero que por motivos de salud ha pedido disculpas.

Trataremos de hablar un poco de Chepe, un poco de Gaspar, algo más de Solidaridad asturiana de ida y vuelta.

Cúmplense en diciembre 40 años de la muerte en combate del guerrillero Gaspar, Ángel Martín y Miguel en la canción de los hermanos Mejía Godoy, y varias actividades se están ya realizando en nuestra tierra, lo mismo que ocurrió en el aniversario 30, en el aniversario 20, en el aniversario 10.

Muchas personas ya lo saben, pero hay un Foro, hay una ONG, hay calles con el nombre del cura guerrillero en Lugones, en Oviedo, en Xixón, en Langreo, hubo una cantoría con su nombre, y se ha propuesto que este año la Casa de Cultura de El Entrego, el antiguo pozo Entrego de Hunosa, pase a llamarse Gaspar García Laviana, pues en ese concejo fue donde nació, en Les Roces, y en el de Langreo donde se crió, en Tuilla.

Pepín Álvarez Lobo es una de las personas que más y mejor puede hablar de Gaspar. Porque también fue la última persona que conversó con Gaspar, en asturiano y en el día de Sta Bárbara, en Costa Rica. Santa B es el 4 de diciembre. Gaspar moría el 11. Pero no únicamente por ello: porque Chepe junto a otros frailes y curitas “ya estaba” en Nicaragua antes de que un aluvión de personas de esta tierra llegaran-llegáramos a curiosear qué estaba pasado en aquel pequeño país del 80 al 90. Qué era eso de la RPS. Y en ese marco nace el COSAL, que conformó organización comarcal en toda Asturias y coordinación estatal muy efectiva.

José Álvarez Lobo, dominico de Nembra, educador en Chinandega.

“Valdivieso, obispo mártir de Nicaragua”, “Cartas del obispo Valdivieso: la defensa de los pueblos de América”, son dos de los libros de Chepe-Pepín. En efecto Lobo es considerado biógrafo de aquel obispo:

Un obispo originario de Burgos, que fue obispo de Nicaragua durante los años 1544-1550, que defendió siempre a los indios. Lo pusieron de obispo para manejarlo, pero acabó siendo un mártir por la defensa de los indios de Nicaragua. Toda su vida fue un empeño en luchar contra las injusticias que hicieron los españoles durante la evangelización.

Pero Pepín Lobo no sublima al obispo: lo primero que afirma es que los luchadores primeros por los derechos indígenas...fueron y son los propios indios, y no gente universitaria o extranjera, obispos o curas.. y que si la historia ha sido escrita con mano blanca , los primeros en oponerse a la agresión a los indígenas, han sido y son los propios afectados...pueblos nativos.

El Obispo Valdivieso fue asesinado por la familia Contreras, del gobernador de Nicaragua, y su crimen, y la falta de justicia, ha servido para recrear mitos, como el del cura sin cabeza que señala la mala conciencia de las autoridades que no hicieron justicia, o el abandono de la ciudad "león Viejo", ante los temblores del volcán Momotombo, interpretados como castigo de Dios, por la Impunidad por el asesinato del obispo.

En cuanto a la defensa a contracorriente de los pueblos indígenas Valdivieso es contemporáneo de Bartolomé de las Casas en Chiapas, o de Antón de Montesinos, el que sale en la película También la Lluvia de Iciar Bollaín..

Lobo considera que Gaspar Garcia Laviana, en cuanto defensor de la causa de los pobres , es un continuador de Valdivieso.

Y por el centro ecuménico Valdivieso en Managua pasaron y trabajaron mucho otros asturianos como Ángel Torrellas, muy conocido en el barrio Batahola por haber creado una gran orquesta popular juvenil, que ahora lleva su nombre, y también por los murales de aquella iglesia, con figuras de la imaginería católica, pero también el Che, Sandino, Carlos Fonseca, y otras eminencias de la rebeldía, y José Luis Burguet, que tenía varios programas en radio y televisión, formativos y activos en el ímpetu de la RPS..

Este año se cumplen 40 años de la muerte en combate del cura guerrillero de la cuenca minera Gaspar García Laviana en Nicaragua, y estamos tratando de recordar levemente para mantener fortaleza de su memoria: no había llegado a los 40, como el Che, como Zapata.

Si la salud se lo hubiera permitido y hubiera podido estar ahora aquí Chepe habría dicho algo parecido a esto: Conocí personalmente a Gaspar. Soy testigo de sus sueños, de sus luchas, de sus crisis, de sus compromisos, de su entrega a las causas que exigen dedicación plena . Tuve y sigo teniendo la suerte de compartir los ideales para los que vivió y por los que se desvivió.

La TPA editó un documental en su 30 aniversario: http://www.rtpa.es/video:Documentales_5513131…

Amanda Castro realizó un corto "Tierra de Guerrilleros" en 2004: http://i1os.com/90CfLWno-rg.video

El obispo don Pedro Casaldáliga, escribió un poema a Gaspar:

Como un vuelo cortado por la muerte
Igual que un crucifijo en carne viva,
Como un abrazo extremo, que me llama,
Me ha cercado tu nombre,
Gaspar, hermano mío.
Asturiano, justicia de minero,
Bronco acantilado,
Corazón de Jesús en pura llaga.
Tola y sus montes callarán ahora,
-verdes la guerra y la arboleda verde-
Mientras hablamos,
Mientras el Pueblo vela, todavía junto al Dios que escucha,
La Paz del Reino que se aplaza tanto.
Hablaremos tú y yo, Gaspar, a solas.
Al contraluz de mi anhelante fiebre.
Como si aún no fueras un glorioso llegado.
A corazón abierto,
Gaspar,
Sin más testigo
Que el Amor que ya vives cara a cara.
Terratenientes eran
Los que ahogaban tus pobres,
Los que ahogan mis gentes.
Y es el mismo Evangelio
Que te ardía en las manos
Más que el fusil inhóspito,
Amor exasperado, hermano mío:
Tus manos bajo el óleo
Sangrándote,
Llorándote los ojos cielo arriba.
Dime, Gaspar,
¿qué harías
Si volvieras?
Y cuida bien de Tola,
Cuida de Nicaragua, todavía en combate,
No dejes que tu sangre se marchite
En el cáliz (rajado) de su Iglesia.

Nora Astorga, comandante sandinista, abogada, viceministra y representante de Nicaragua en la ONU, decía que:

Tanto me impresionó la muerte de Gaspar que no pude llorar. Cuando me lo dijeron me quedé impasible y todo el mundo que sabía el gran cariño que yo le tenía me preguntaban por qué no lloraba. Cuando después del triunfo vinieron sus papás de Asturias aquí a Nicaragua yo no fui a verlos. No tenía fuerza. Realmente, yo no pude digerir la muerte de "Martín".

Fue hasta dos años después que fui con mi hijo a Tola, en donde él fue párroco. Llegué, me senté en la iglesia y me empecé a imaginar a Gaspar allí, en su iglesia, de sacerdote... Es una iglesia tan bonita, toda encaladita. Después salí a ver su tumba, que está allí mismo. Y lloré. Lloré no sé cuantas horas. Mi hijo me decía: "¿Por qué lloras, mamá?" Le dije que estaban llorando a un amigo que había muerto hacía dos años y que hasta entonces no había podido hacerlo. Y es que cuando tenés un sentimiento muy fuerte no encontrás la forma de expresión. El dolor lo llevás ahí y te sale sólo cuando ya sos capaz de enfrentar el dolor. Yo sé que a Gaspar no le hubiera gustado que yo llorara, pero... ¡También fue muy injusto de parte de él el darme esa orden!

Carlos Mejía Godoy le dedicó varias canciones: una de ellas.. "de Asturias el misionero/ que araba sobre la mar.." http://www.radiolaprimerisima.com/canciones/3

La canción de Rubén Blades "el padre Antonio y el monaguillo Andrés" también se inspiraba en Gaspar.

Un buen día nos llegó a tiempo completo Gaspar
de Asturias el misionero que araba sobre el mar
Logró cambiar la parroquia
sotana y confesionario
por montaña y evangelio
fusil revolucionario.
Su voz por Tola se oyó
por Rivas Gaspar pasó
y Angel, Martín y Miguel
cayeron los tres
con él.
Agarrá bien la guitarra
jodido decía Gaspar
su corazón guerrillero
nunca dejó de cantar.
Estalló la madrugada
malinche granada en flor
y al final de la jornada
Era más brillante el sol.
Sabía que llegaría
la muerte sin avisar
pero la muerte es semilla
cuando hay un pueblo detrás.

En la senda de Gaspar , de la semilla de su ofrenda de Vida,

nacieron los COSALes, Comités de Solidaridad con América Latina,

que lideraron una de las más hermosas y completas campañas de solidaridad

de hermandad entre Asturias y Nicaragua, con intercambios de centenares de personas que fueron a Centroamérica a ver qué pasaba. A tratar de colaborar. Entre ellas, Xuacu que había sido cura, y Montse, profes por separado en Siuna, pueblito minero; ambos ya fallecidos. Internacionalistas y fraternalmente solidarios, como Gaspar.

El “foro” ha elaborado un libro, y lo estará presentando en octubre. Ruma Barbero hará un comic (como lo hizo de El Salvador, como se presentó aquí el año pasado de Betti Carño la mexicana asesinada en Oaxaca) y también lo estaremos presentando, para que la Memoria siga muy viva. Y sigamos debatiendo, cómo es que.. se comprometen las personas con otras personas. Cómo es que nos duelen las injusticias en cualquier lugar del mundo, y cómo se pone la vida plena al servicio de la humanidad.

Gaspar Vive. Y la Lucha Sigue.

Debe seguir, sin claudicaciones, con la cabeza alta, con el objetivo claro de perjudicar, en todo lugar, cualquier tipo de injusticia y desigualdad, lo mismo que orientó el Che. Y en beneficio del sagrado Derecho a la Rebelión, en el que Gaspar alentó el cáliz completo, generoso, de su Vida.

Julio Cortázar: Nicaragua tan violentamente dulce. Poema y libro.

Si todo es corazón y rienda suelta
y en las caras hay luz de mediodía,
si en una selva de armas juegan niños
y cada calle la ganó la vida,
no estás en Asunción ni en Buenos Aires,
no te has equivocado de aeropuerto,
no se llama Santiago el fin de la etapa,
su nombre es otro que Montevideo…..
Viento de libertad fue tu piloto
Y brújula de pueblo te dio el norte,
Cuántas manos tendidas esperándote,
Cuántas mujeres, cuántos niños y hombres
Al fin alzando juntos el futuro,
Al fin transfigurados en sí mismos,
Mientras la larga noche de infamia
Se pierden el desprecio del olvido.
La viste desde el aire, ésta es Managua
De pie entre ruinas, bella en sus baldíos,
Pobre como las armas combatientes,
Rica como la sangre de sus hijos.
Ya ves, viajero, está su puerta abierta,
Todo el país es una inmensa casa.
No, no te equivocaste de aeropuerto:
entrá nomás, estás en Nicaragua.